FAIL (the browser should render some flash content, not this).





 sIG Calidad Las 9 fases para implantar de forma efectiva la ISO 9001:2000 ("¡No se equivoque, la ISO 9001:2000 no es burocracia!" Laura Ilzarbe - sht.com.ar)



1.- Compromiso por parte de la dirección.

El Director General de la empresa comprometido con el sistema, asignará a un responsable del sistema de calidad (representante por la dirección) y creará un comité de calidad.

2.- Contar con ayuda externa (consultoría).

Es recomendable contar con una consultoría externa ya que el responsable de calidad suele solapar estas actividades con otras tareas. Para contar con dicha consultoría se deben tomar en cuenta:

Las ofertas de las empresas consultoras (deben participar como mínimo tres empresas) deben especificar: actividades y tareas a realizar, equipo de trabajo (curriculum), calendario de trabajo (cronograma), condiciones económicas y referencias de otras organizaciones donde hayan implantado este tipo de proyecto, es muy importante consultar estas organizaciones para consultar como desarrollaron el proyecto y si es posible, conocer los inconvenientes que se presentaron.

El consultor tiene que adaptarse a la empresa. Es práctica común, para muchos consultores, tratar de imponer la documentación estándar, originando una excesiva burocracia y el rechazo por parte de los trabajadores al nuevo sistema. Necesariamente, se debe adaptar la norma a la empresa y no al revés.

3.- Planificación del proyecto.

El responsable de calidad y el consultor externo definen un plan de trabajo con las fases del proyecto, tareas a realizar en cada fase, plazo de ejecución y responsable de cada tarea. En fin, una vez elaborado la definición del proyecto (ficha del proyecto), ésta se somete a la consideración de la Dirección General para su aprobación. Habiendo logrado la aprobación se continua con las siguientes fases del proyecto.

4.- Comunicación del proyecto.

Dada la importancia de este proyecto, el Director General dará a conocer este proyecto a su supervisor, a sus homólogos y a los responsables de equipos de trabajo. Posteriormente el responsable de calidad, planificará las actividades asociadas a la comunicación del proyecto a toda la empresa.
En este proceso de comunicación se darán a conocer: el objetivo y al alcance del proyecto, por qué y para qué se hace, quienes lo liderizan y el equipo de trabajo , las tareas a realizar y los beneficios a obtener.


5.- Formación de los trabajadores.

El responsable de calidad debe garantizar el entrenamiento (normas ISO) adecuado a todo el personal involucrado, tanto directa como indirectamente en el proyecto.

6.- Contenido del proyecto.

Definición de la política y los objetivos de calidad
No deje que le regalen un No-Conformidad. Necesariamente todos los años se deben revisar tanto la política como los objetivos de calidad, esta revisión debe estar reflejada textualmente, en una minuta de revisión por la dirección.

Mapa de procesos
Estos mapas no son más que una representación gráfica de los procesos más importantes de la empresa, clasificados según su impacto en la satisfacción del cliente: procesos estratégicos, operativos y de soporte. Cada uno de los procesos tendrá un responsable y unos indicadores para el seguimiento de su desempeño.

Documentación del sistema de gestión de calidad
- Manual de la calidad. Especifica el sistema de calidad de la empresa.

- Procedimientos documentados. La norma nos exige la redacción de seis procedimientos: control de documentación, control de registros, control de producto no conforme, auditorías internas, acciones correctivas y acciones preventivas. El resto de procedimientos propios de la gestión, también se deben documentar con el fin de garantizar la calidad de nuestros productos a nuestros clientes. Para lograr el éxito esta tarea, es necesario involucrar a todas las personas que en forma directa o indirectamente tienen algo que ver con el procedimiento a documentar.

- Registros. Proporcionan evidencia de actividades desarrolladas. La norma obliga a archivar una serie de registros.

Implantación de los procedimientos
Siendo el producto del consenso de todos los involucrados, la documentación del procedimiento debe necesariamente reflejar lo que realmente se hace (no debe reflejar lo que teóricamente se debe hacer o simplemente reflejar lo que idealmente quisiéramos hacer). A partir de este momento, todas las personas deberán trabajar según esté establecido en el procedimiento.

Auditoría interna del sistema de gestión de la calidad
Con el fin de evaluar el nivel de cumplimiento de los procedimientos y la evolución de los indicadores, de forma planificada, se deben realizar auditorías internas (dirigidas por consultores externos). La auditoría, juega un papel importante, proporciona una información muy valiosa para poder continuar y mejorar.

Revisión del sistema por la dirección
Anualmente la dirección tiene como tarea, revisar el sistema y dicha revisión quedará plasmada en la minuta de la revisión por la dirección.

7.- Seguimiento del proyecto.

Como en todo proyecto, el seguimiento y control juega un papel preponderante. Es imprescindible cumplir el plazo de realización de cada tarea. De ahí la necesidad de que el responsable del proyecto se encargue de seguirlo y establezca acciones correctivas cuando surjan las NO deseadas desviaciones.

8.- Auditoría de certificación.

Un ente certificador (Fondonorma) debe revisar nuestro sistema de calidad para verificar el cumplimiento de los requisitos de la norma. La auditoría suele tener una duración media de dos días. Si nuestro sistema cumple los requisitos se concede un certificado válido por tres años. Cada año el ente revisará el sistema (auditoria de mantenimiento), y si los requisitos se cumplen, el certificado sigue siendo válido. Al cabo de tres años se emitirá uno nuevo.

9.- Mantenimiento y mejora del sistema de gestión de calidad.

El sistema de calidad es un organismo con vida propia dentro de la empresa. Debemos vigilar y garantizar que se cumplan sus requisitos, pero además no podemos descuidar la eterna búsqueda de la mejora continua, mejorando, optimizando y adaptando nuestro sistema de calidad a las nuevas exigencias del Cliente.